Hace una semana fui con mi esposo de viaje a Madrid.

Desde que nos fuimos de allí, hace tres años, para mudarnos a Asturias, no había ido ni una sola vez.
Tenía muchas ganas de volver. Sobre todo para poder visitar las tiendas de alimentación y los supermercados de allí. Dar una vuelta por sus calles, ver tiendas nuevas, restaurantes y bares. Ver lo que quieren que coma la gente y lo que comen realmente, lo que traen, las tendencia alimenticias…

Una vez allí, vi que la tendencia de comer “hamburguesas guays” que se puso de moda hace unos 3-4 años, ha ido a más. He escuchado por la calle a la gente decir que iban a comer a alguna nueva hamburguesería, he visto por el centro nuevas hamburgueserías y, en el supermercado de El Corte Inglés de la Castellana un puesto solo para vender hamburguesas: como un puesto de carnicería tradicional pero solo con hamburguesas, hechas con la mejor carne del mundo “mundial” y con una chica joven despachando.

Eso me hizo ver hasta que punto las hamburguesas se han vuelto una comida respetable. Los que se consideran sibaritas ahora estarán felices de poder comerlas a plena luz del día, sin quedar mal. Antes, eso era imposible. Nos contagiamos y fuimos a comer a nuestra hamburguesería favorita: Alfredo´s (Calle de Juan Hurtado de Mendoza, 11), que es un clásico.

alfredo's-2

La carne allí es buenísima pero me decepcionó que a la patata asada le pusieran margarina en lugar de mantequilla. Terrible.

 También, en el super de El Corte Inglés, en los frigoríficos de la sección de fruta y verdura, he visto bok choy. Me gustó muchísimo verlo allí. Tal y como cuento en la entrada de la receta de bok choy que compartí con vosotros hace unos días, es una verdura fabulosa, capaz de conquistar el estomago de todo dios.

Aviso: los del Corte Inglés no me han pagado por escribir esta entrada, aunque lo parezca. Lo que pasa es que soy muy fan de “El Corte Ingles”. Siguen siendo pioneros en traer e introducir nuevos alimentos en nuestras vidas.  Hace unos 10 años, la nata fresca (crème fraîche) solo la vendían ellos, la tenían en “El club del gourmet”. Ahora, la puedes encontrar en cualquier super de cualquier barrio de Madrid.

También he visto que solo ellos siguen vendiendo pollo ahumado. Aunque en los Corte Inglés de Asturias no lo tienen. El pollo ahumado está riquísimo. Lo venden en trozos.

Al poco de conocer a quien iba a ser mi futuro esposo, incluso antes de ser novios, se puso enfermo y le llevé comida y medicinas a su apartamento de Madrid.  Entre las cosas que le llevé había una bandeja de pechuga de pollo ahumado. Al día siguiente me contó que cuando lo vio pensó que era un pollo asado normal y corriente pero que, en cuanto lo probó, alucinó de lo bueno que estaba.

El pollo ahumado me gusta comerlo frío, en lonchitas. El pollo ahumado siempre triunfa.

La tendencia de los alimentos orgánicos-eco también está petando.

Por el centro de Madrid, en las pequeñas tiendas de alimentación vendían pequeñas bandejitas con un poco de fruta. Quiero pensar que lo venden como una especia de snack, para comerlo por la calle cuando te entra el gusanillo. Porque llevar 5 cerezas a casa es demasiado poco, ¿no? ¡A casa haya que llevar mínimo 1 kilo de cerezas, 4 kilos de sandia y 2 kilos de manzanas!… 😉

¿Que más…? Ah, sí, el pan con masa madre está en auge. La moda de comer pan con masa madre ha traspasado las paredes de los cuartos donde se daban cursillos para 4 frikis. La masa madre ha llegado hasta la calle.  Ahora, en Madrid, cualquier panadería que se precie ofrece algún que otro pan con masa madre. Yo, la verdad, es que tengo mis dudas razonables de que el pan que venden como el de masa madre esté hecho al 100% con masa madre. Es más, algunos panes que venden como si fueran de masa madre creo que, en realidad, solo han estado cerca de panes de masa madre…

Si quieres saber cual es el autentico sabor del pan hecho con masa madre, hazlo por tu cuenta. Aquí te enseño cómo se hace. Una vez que lo haces, ya nadie, nunca, te podrá vender gato por liebre.

Dando una vuelta, he visto este negocio y no pude pasar de largo sin fotografiarlo. ”Palomitas gourmet”.

popcorn-gourmet

¿Te lo puedes creer?! Que genios… A mí nunca se me ocurriría montar semejante negocio, soy muy poco romántica. Seguiré la trayectoria de “Palomitas gourmet”. Les deseo un gran éxito.

Una de las razones porque quería ir a Madrid era poder visitar tiendas de alimentación ucraniana y oriental.

En la tienda ucraniana he comprado aceite de girasol virgen, de primera presión. Es un aceite muy rico, huele a pipas.

aceite-girasol-virgen-extra

A su lado puse una botella de aceite de girasol del supermercado Día, para que veas la diferencia de color.

También compré un paquete de guisantes amarillos.

gusante-legumbre-1

Con ellos salen unos purés y unas sopas de ensueño. Antes de cocinarlos hay que remojarlo, como si se trataran de unas judías.

Alforfón. Yo no puedo vivir sin alforfón. Es una cosa muy rica.

alforfon-1

A la izquierda he puesto el alforfón verde que venden en los herbolarios. El marrón es mucho más sabroso.

Grañones de cebada, para hacer gachas. Muy ricos.

cebada-1

Sal de roca, sin refinar.

sal-de-roca-1

Es una sal muy buena. Es más salada que la marina y tiene un aroma y sabor más pronunciados. También es más saludable. La compré para hacer en verano conservas de pepinillos y tomates en salmuera. Con la sal marina también quedaría bien pero no igual.

Vegeta” es un condimento croata muy famoso que lleva especias y verduras disecadas.

vegeta-1

Si cueces unas patatas y añades un poco de vegeta, te salen una patatas riquísimas. También va muy bien para sopas y guisos.

Kefir, al día de hoy, ya no es un alimento desconocido en España.

kefir-1

Pero el kefir que bebemos en Ucrania es un poco diferente al que se vende en los supermercados españoles. Para mí un kefir debe ser ácido y fuerte. Al final del trago debe notarse unas diminutas burbujas de gas. Un kefir así es muy refrescante. Desde los tiempos soviéticos y hasta el dia de hoy hay una dieta de kefir desnatado. Consistía en beber durante unos pocos días solo kefir y se supone que adelgazabas unos pocos kilos. Yo nunca la hice.

Halva” o “Jalva“. Es el dulce de mi infancia.

halva-1

Es de origen oriental y se elabora con pipas, cacahuetes u otros frutos secos y azúcar.

jalva-1

Mi preferido es el de pipas, ¡buenísimo!

También compre una botella de vodka con miel y guindilla para unos vecinos.

vodka-mile-guindilla

En la tienda de alimentación oriental he comprado curry verde thailandes.

curry-verde-1

El curry verde nos gusta especialmente en casa. Haré con él verduras al curry verde, pollo al curry verde, etc.

La pasta miso. Para hacer sopas, tallarines, etc.

pasta-miso-1

Fideos de arroz. Los adoro.

fideos-arroz

Sala de soja clara china. Es riquísima. Cueces el arroz blanco y le echas un poco de esa soja por encima y ya no necesitas nada más. Las salsas de soja chinas me encantan.

salsa-soja-clara-1

Pimienta de Sichuan. Sus notas cítricas me tienen enamorada.

pimienta-china

Salsa Sriracha. Es perfecta para acompañar los platos de comida china.

sriracha

¡Pues estas son todas las compras que hice en Madrid!

Bueno, también me compré tres camisetas para estar por casa.

Y me corté el pelo. Mi peluquera favorita de Madrid se llama Julia y trabaja en “Espacio Eco” que está en la Plaza de Pedro Zerolo, 1, 28004 Madrid.

yo-en-metro

Me gustó mucho volver a Madrid pero, a día de hoy, y mientras tenga la posibilidad, prefiero vivir en el campo, rodeada por la naturaleza. Con mi huerto, mis urracas cagonas, mis golondrinas cantarinas, mis gallinakas tragonas, mis gatos “los sinvergüenzas” y mi chucho malibucho.

¡Soy feliz! ¡Bienvenido a mi blog! ¡Espero os guste!

Compartir: